martes, 3 de abril de 2012

La procesión va por dentro


Como personas de bien, estarán ustedes empezando la Semana Santa y pensando cómo librarse de las procesiones, atascos, boatos y encapuchados del Klan, pero nosotros tenemos que decir que en este saloncito es auténtica pasión lo que se siente por estas fechas. No  por fervor religioso ni porque quisiéramos, olvidando nuestra ligerísima agorafobia, ir y gritarle "¡guapo!" al nazareno en primera fila. No. La Semana Santa nos enloquece por la música: ¡qué saetas, qué marchas procesionales, qué coros y cantos! Atrévanse a seguirnos en un viaje espeluznante por lo más negro de nuestra alma, y vean e imaginen que llega una banda en la calle y les hace esta maravilla:



Esto se lo firma Morricone, aparece en algún western crepuscular y tienen ustedes tema de culto para varias décadas, queridos pecadores.  Pero es del Maestro Abel Moreno, que es un poco como unos Rayos López o un Arquímedes en Grecia. 
     Oigan si no a esta banda por las calles, sonando y marchando como si esto fuera el New Orleans de 1910 y de repente fuera a nacer Albert Ayler antes de tiempo:



En el reverso de estas marchas, la música coral y civil nos deja sonidos no menos divinos. Escuchen con atención estas joyas que les seleccionamos de la "Antología del folclore español" de la Unesco editada por el sello Everest y grabada en pueblos, aldeas y pedanías de nuestro país en verano y otoño de 1957-59:

"La Pascua", grabada en Burgos:


"El Romero", en Huelva:


Y este "Baile procesional", en Segovia:


Por si esto fuera poco, están las saetas cantadas al viacrucis y la crucifixión. Ya nos deleitamos recientemente con una de La Paquera, en un documento que no podemos sino volver a recomendarles porque no lo hay mejor. Pero si no les salta el corazón a la boca al ver y oír a Curro de la Morena ebrio de divinidad, es que no tienen ustedes corazón (no sufran, en la Ciudad Esmeralda podrán conseguir uno):


El Tío José El Negro (¡eso es un nombre artístico!):



"Manuel de los Santos Pastor, apodado Agujetas o Agujetas de Jerez, es un cantaor flamenco nacido probablemente en Rota (provincia de Cádiz) en 1939, aunque, al no existir registro de su nacimiento, cabe la posibilidad de que el hijo de Agujetas el Viejo naciera en esta localidad gaditana, sino en Jerez de la Frontera tres años antes":



Pero en nuestro corazón hay dos reyes de reyes en la saeta, y para más inri son hermanos: Pastora Pavón, La Niña, aquí con "Ay Pilatos", de letra muy sencilla y metales estremecedores al final:

Ay Pilatos por no dejar
ay el destino que tenía
firmó sentencia cruel
y contra el divino Mesias
lavó sus manos después



Y su hermano Tomás Pavón, con dos saetas que le desatan a uno los miembros. De nuevo, atentos al final orquestado:




Ay
En el patio de Caifás
ay, entró Pedro y dijo así:
yo no conozco a ese hombre
yo no conozco a ese hombre
ni su discípulo fuí.

Felices pascuas a fieles y ateos, y tengan cuidado no les ocurra esto, que queda feo y da mucho susto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada